(0034) 91 297 99 02   (0034) 697 18 28 00   Felipe IV 3, 3º Izq, Madrid (Spain)

Comparativa: los mejores destinos para estudiar en un colegio en Canadá

barco

Estudiar en un colegio en Canadá para perfeccionar tu inglés y vivir una experiencia nueva y muy enriquecedora es una buena idea, sin lugar a dudas. Pero es importante elegir bien el destino concreto en el que vas a pasar un año de tu vida, ¿no?

A la hora de elegir hay que tener en cuenta varios factores. El perfil del colegio es importante, pero también la región en la que se encuentre, el entorno, el tipo de alojamiento… En fin, depende de lo que te guste encontrarás el colegio perfecto para ti. Por lo que, en realidad, es difícil hablar de “los mejores colegios”, y sería más lógico hablar de los mejores colegios… para ti.

Como podrás suponer, es imposible hacer una comparativa exhaustiva sin que ocupe páginas y páginas. En nuestra web podrás encontrar un análisis más detallado de numerosas escuelas y zonas para informarte a fondo sobre ellas. Aquí te orientaremos de forma general acerca de las particularidades de las distintas regiones, periodos y estancias donde estudiar un año escolar en Canadá.

Alta calidad educativa, naturaleza desbordante y muchas facilidades, los puntos en común

Todas las instituciones de educación canadienses tienen algo en común: un sistema educativo de alta calidad. Abundan los colegios internacionales en Canadá con un excelente nivel académico, programas específicos para extranjeros, sistemas pedagógicos de vanguardia y una variada oferta de actividades. En ese sentido, tranquilidad; elijas lo que elijas, la decisión será buena.

Aunque cada provincia fija sus propios criterios educativos, otro elemento típico del modelo canadiense es la facilidad que se da a los estudiantes extranjeros para venir a estudiar aquí, con muchos menos requisitos que, por ejemplo, en Estados Unidos. No se exige un certificado de nivel de inglés específico. Las convalidaciones de estudios tampoco presentan mayores dificultades.

De la misma manera, y aunque las características de cada región y localidad son diferentes, todas comparten varios elementos que hacen de una estancia aquí algo único. Uno de ellos es la vibrante naturaleza canadiense, muy cercana incluso en las zonas más “civilizadas”.

alce

Por regiones: la costa Este, grandes ciudades (y lagos), el lejano Oeste

Aunque en Canadá hay 13 regiones distintas (10 provincias y 3 territorios), y nosotros estamos presentes en las siete más importantes, podríamos establecer tres grandes zonas, cada cual con sus características propias:

  • La costa Este: Mucho más cerca geográfica y culturalmente de Europa que el resto del país, las provincias de Nueva Escocia y Terranova/Labrador te permiten estudiar en un colegio en Canadá en un entorno con un patrimonio rico y atractivo (y con un clima bastante agradable, por cierto).
  • Grandes ciudades: Las provincias de Manitoba y sobre todo Ontario, bordeando los Grandes Lagos de Norteamérica, son las más urbanas y “americanas” del país: aquí se encuentran Ottawa, Toronto, Winnipeg, Thunder Bay… Con muchos servicios, una variada oferta de ocio y el Quebec francófono (y varias metrópolis estadounidenses) a tiro de piedra, es el destino ideal de los más cosmopolitas.
  • El lejano Oeste: Si lo que te llama la atención son los espacios abiertos, los bosques y montañas infinitos y las fronteras legendarias, las provincias de British Columbia, Alberta y Saskatchewan son tu mejor opción. Ya que te vas fuera un año, te vas en serio. Di que sí.

Por periodos: medio año vs. curso completo

¿Por cuánto tiempo quieres venir? Normalmente, todas las instituciones ofrecen dos posibilidades. Aunque te recomendaríamos, como una experiencia mucho más completa, estudiar en un colegio de Canadá un curso entero, ambas opciones tienen sus virtudes en función de las preferencias y circunstancias de cada cual.

  • Un año lejos de casa se te hace cuesta arriba, o tienes otros compromisos: lo tuyo es un periodo de cuatro o cinco meses. Normalmente hay tres intakes (procesos de matrícula) en Canadá: otoño (en septiembre), invierno (en enero) y primavera (en mayo) entre los que podrás elegir.
  • Estás deseando vivir una experiencia lo más plena posible: el curso completo es la mejor opción para ti. No hay cambios a mitad de curso y habrá más ocasiones para que vengan a visitarte. Empezarías a primeros de septiembre y terminarías a finales de junio, más o menos como en España.

En algunos distritos escolares (que tienen una enorme autonomía en este país) se ofrece la posibilidad de estancias de tres o cuatro meses, así como la llamada school immersion (como en este caso), que son otras opciones a tener en cuenta.

Por alojamiento: en familia o residencia

Normalmente tienes dos opciones, como estudiante internacional, para estudiar en un colegio en Canadá: vivir con una familia o quedarte en una residencia de estudiantes. ¿Cuál es mejor? Cada una tiene sus pros y sus contras.

  • La estancia en familia (llamadas host families o homestay families) te ofrece una inmersión cultural mucho más completa, ya que convivirás con una familia canadiense y compartirás su vida diaria, con la tranquilidad de saber que dichas familias son cuidadosamente seleccionadas por las instituciones responsables.
  • La estancia en residencia tiene la ventaja de hacerte entrar en contacto con estudiantes de todo el mundo y la comodidad de ofrecer casi siempre un “todo incluido”. Estarás más cerca de “lo académico”, aunque la autonomía es algo menor y los precios, superiores.

Habrás notado, a estas alturas, que no hemos diferenciado entre colegios públicos y privados… Esto es porque, independientemente de los criterios particulares propios de cada colegio, el nivel de excelencia en la enseñanza es bastante parejo en ambos tipos de instituciones.

autobus

¿Ya tienes un poco más claro lo de elegir para estudiar en un colegio de Canadá?

Habrás comprobado que hay muchos y muy variados destinos en Canadá para estudiantes. Ahora solamente falta que escojas el tuyo. Por fortuna, todos tienen muchas virtudes, así que es difícil equivocarse…