(0034) 91 297 99 02   (0034) 697 18 28 00   Felipe IV 3, 3º Izq, Madrid (Spain)

Estudiar un año escolar en Irlanda: La gastronomía de la isla Esmeralda

Irish restarurante

Uno de los aspectos que más llaman la atención de cualquiera que vaya a estudiar un curso en Irlanda (o en cualquier otra parte) es la alimentación. Y no sólo de los que van para allá, sino también, y sobre todo, de los que se quedan aquí: los padres. ¿A que sí?

Es un asunto importante desde dos puntos de vista. Por un lado, y esto es evidente, alimentarse bien es muy importante. Y, por otro, la comida es una parte fundamental de cualquier cultura, y comer con y como los locales es indispensable para conocerlos de verdad.

Desde los estofados más tradicionales hasta el glorioso desayuno irlandés, pasando por los más auténticos bocadillos locales, este es un recorrido por la gastronomía irlandesa que te dará una idea bastante aproximada de a lo que puedes hincarle el diente cuando estés por aquí. ¡Que aproveche!

Una dieta sencilla y contundente

Si somos lo que comemos, ¿qué son los irlandeses? Pues podríamos decir que son gente, como su dieta, sencilla, contundente y honesta. A partir de productos elementales y sin grandes estridencias en las preparaciones, han sabido hacer mucho con muy poco.

La gastronomía de Irlanda parte de pocos ingredientes para ofrecer platos poco sofisticados pero sabrosos y nutritivos, un poco en la línea de la dieta atlántica que tan de moda se está poniendo. La patata (¡bendita sea!), el cerdo y las hortalizas son los referentes elementales, con el pescado y los cereales como complementos imprescindibles.

Por otra parte, la gente más joven y la forma de vida actual, más ajetreada que la tradicional, han hecho populares otras formas de comer. Además, en Irlanda (especialmente en las ciudades) abunda la cocina internacional. Lo comprobarás si vienes a estudiar un curso en Irlanda.

Los platos típicos que probarás seguro

A veces, cuando viajamos, oímos hablar de cocina tradicional, pero no llegamos a verla nunca en nuestros platos. En Irlanda sí que comerás algunos platos típicos que están volviendo con mucha fuerza (especialmente en los hogares y los menús escolares):

  • Estofado irlandés: el Irish stew es el plato nacional, y el más tradicional incluye solamente cordero, patata, cebolla y perejil.
  • Bacon and cabbage: otro clasicazo, con un nombre que no deja lugar a la sorpresa. Con salsa blanca y perejil está muy bueno.
  • Coddle: si estás en Dublín, este estofado de aprovechamiento con patata, cebada, cebolla, salchicha y bacon estará en tu dieta seguro.
  • Colcannon: el acompañamiento irlandés por antonomasia, puré de patata con col rizada cocida.
  • Boxty: verás estas tortitas fritas hechas de patata rallada, harina y huevo por todas partes.
Patatas

Por supuesto, si vienes a estudiar inglés en Irlanda te encontrarás con muchas especialidades locales o preparaciones típicas de alguna época concreta del año, como el barmbrack (una especie de brioche de pasas y arándanos) de Halloween o los crubeens (manitas de cerdo cocidas, rebozadas y fritas) de Cork.

El desayuno irlandés, el de los campeones

¿Quién no ha oído hablar del desayuno inglés? Bueno, pues su homónimo irlandés poco tiene que envidiarle. No esperes encontrártelo delante cada mañana porque prepararlo y comerlo exige tiempo y ganas, pero eso sí, el domingo es casi obligatorio.

¿Qué incluye? Bueno, depende del sitio y la disponibilidad de productos, pero no deberían faltar huevos, salchichas, panceta y morcilla (blanca y negra), además de algún panecillo. Si te lo encuentras con las famosas judías con tomate, hash browns (algo como una tortita de patata), champiñones o hasta hígado, no te extrañe.

¿Suena demasiado fuerte? No hay problema, los irlandeses también desayunan cereales o tostadas… Pero si pasas un año escolar en una high school en Irlanda no solamente podrás empezar el día con este sustancioso desayuno, sino que seguramente aprenderás a amarlo.

Desayuno

Panes, panes y panes

Cuando pasé aquí un año escolar en colegio público, Irlanda me enseñó que su pan merece mención aparte, porque hay una gran variedad y tiene su propia personalidad. Resumiendo, hay dos grandes familias de pan irlandés:

  • Soda bread: son panecillos bastante esponjosos donde el bicarbonato sustituye la levadura. Son los buns llamados en general baps.
  • Blaa: los famosos blaas de Waterford son caso aparte; se hacen con levadura y son tiernísimos… En Dublín los llaman baps, pero ojito con hacerlo en Waterford.
  • Farl: son panecillos planos de forma triangular (con o sin bicarbonato) que se cocinan en sartén por ambos lados. Pueden ser de harina de trigo, de avena o de otros cereales, de patata…

También popularísimo y un poco raro a primera vista es el llamado Veda breed, el nombre comercial de un pan de molde consistente, marrón y algo dulce hecho a base de cereal malteado.

Tendrás que familiarizarte con este pan, y no te será difícil; tras estudiar un curso en Irlanda verás que estos panecillos son básicos en la dieta irlandesa, especialmente en la de los más jóvenes, y descubrirás quién, cómo y cuándo se come cada uno.

Lo que comen los estudiantes: rolls, baps y gur cake

Y no solo los extranjeros que van a estudiar un curso en Irlanda, ni mucho menos; porque muchos irlandeses recurren a estos bocados que se encuentran en casi cualquier puesto callejero, panaderías, supermercados (SuperValu, Centra, Dunnes…) o en la convenience store de la esquina.

Y en el ranking de comida rápida o para llevar muy muy muy irlandesa encontramos:

  • Breakfast roll: un desayuno irlandés metido en una baguette. Tal y como suena. Ah, y con brown sauce. Todo un símbolo nacional.
  • Red lead: este “plomo rojo” es el bap por antonomasia (con permiso del breakfast bap): simplemente un blaa con mantequilla y un extraño salami rosado.
  • Gur cake: un pastel plano y contundente relleno de una pasta espesa de azúcar, fruta seca, miga de pan… En Dublín era el bocado típico de los gurriers, chavales que se saltaban las clases (en otras partes es Chester cake).
  • Batter burger: otro clasicazo de los chippers: una pasta de carne de buey rebozada y frita.
  • Sausage roll bap: nos adentramos en terreno pantanoso con este rollito de “salchicha” en hojaldre… metido en un bollo. Lo inventaron en Derry, dicen; no sé si es para estar orgullosos.
  • Curry chips: a qué negarlo, un cucurucho de patatas fritas con salsa de curry no es precisamente la dieta equilibrada que buscamos, pero de vez en cuando caerá alguno.
Bocadillo

Y todo ello regado con Irish tea o los refrescos McDaid’s…

Todo esto y mucho más te llevarás a la boca al venir a estudiar un curso en Irlanda, y te aseguramos que los aromas que descubras los seguirás recordando mucho tiempo después…